Espacios integrados, ambientes despejados y toques de color. Así podemos resumir esta casa donde los niños son también protagonistas. La remodelación de este departamento en Providencia logra, con pocos elementos, que todos se sientan reunidos aún cuando uno esté cocinando, otro jugando y otro viendo tele. Una casa donde se puede respirar profundo.

Comenta